sábado, 18 de septiembre de 2010

Ensayo sísmico en nuestra región.

Se cuentan por centenares los desastres humanos y materiales ocasionados por la falta de prevención y de optimización de recursos en caso de seísmo. La existencia de un modelo adaptado del famoso 'teléfono rojo' para poner sobre aviso a las administraciones podría ser de gran utilidad en la compleja tarea de salvar vidas cuando se desencadena un terremoto.

La empresa almeriense Decisiones Geoconstructivas (DG) no ha desarrollado un teléfono sofisticado de emergencia, sino un 'software', a través de un proyecto de I+D+I financiado por Corporación Tecnológica de Andalucía (CTA), que permitirá a las administraciones reaccionar ante las emergencias generadas por un terremoto en cuestión de segundos.

El proyecto, denominado 'Seisem' y que se prevé finalizar al cierre de este año, pretende conseguir una mejora en la planificación de la reacción frente a terremotos, de acuerdo con criterios científicos, con el fin de minimizar el principal parámetro de reducción de los daños humanos tras un sismo, como es el tiempo de reacción.

El resultado será un sistema de simulación que actúa de forma interactiva sobre el plano digital del municipio en cuestión, en el que se ha registrado el riesgo sísmico en cada edificio y calle para cada posible escenario tras el terremoto.

En el proyecto colabora el grupo de investigación de Geofísica Aplicada de la Universidad de Almería (UAL) y se están desarrollando experiencias piloto en cuatro localidades de las provincias de Almería, Granada y Málaga, en la franja de mayor riesgo sísmico de Andalucía. Noticia del diario Sur.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada